La situación de la enfermería en Argentina

El país no cumple con las cifras que aconsejan los organismos nacionales e internacionales. Como mínimo, en los próximos años harán falta 50 mil enfermeros más de los que van a recibirse.

- Espacio para publicidad -
   

 

El déficit de personal de enfermería es un fenómeno que afecta a varios países en todo el mundo.
Argentina no es una excepción, y de la situación tomaron nota los organismos competentes, lo que, por supuesto, es una buena noticia. Reconocer un problema es el primer paso hacia una futura solución. Para tener una dimensión real de la falta de enfermeros hay que echar un vistazo a los datos oficiales y comparar números para, finalmente, comprobar que nuestro país no supera los mínimos aconsejables.
El Sistema de Información Sanitario Argentino (SISA), que depende del Ministerio de Salud de la Nación, informa que actualmente existen 179.170 enfermeros matriculados; de ese total, 19.730 son licenciados, 73.373 son técnicos y 86.073, auxiliares. Estos últimos representan casi el cincuenta por ciento de plantel general.
Para la Organización Panamericana de la Salud (OPS), el estatus argentino actual no es indiferente. Según ese organismo con sede en Washington y presencia en 36 países del continente, la Argentina cuenta con 3,8 enfermeros de todas las jerarquías cada 10 mil habitantes, mientras que el piso aceptable para brindar un buen servicio está en 4 enfermeros cada diez mil habitantes.

El objetivo del programa consiste en promover y formar enfermeras y enfermeros que aporten a la resolución de los problemas de salud

Mediante la Resolución 209 del año 2016, el Ministerio de Educación y Deportes de la Nación y la Secretaría de Políticas Universitarias, en conjunto con el Ministerio de Salud de la Nación, desarrollaron el Programa de Formación de Enfermería (PRONAFE). El objetivo del programa consiste en promover y formar enfermeras y enfermeros que aporten a la resolución de los problemas de salud y cooperen en la transformación de los servicios ofreciendo cuidados de calidad, para mejorar el estado de salud de la población y contribuir al desarrollo humano. El PRONAFE apunta a aumentar la cantidad y calidad de egresados de la carrera en las instituciones de educación superior y suprimir, de a poco, la condición de auxiliar para aumentar la cantidad de técnicos. Esto se haría mediante el otorgamiento de becas de estudio.
Hoy en día, por cuestiones lógicas de horarios de trabajo y costos, a un auxiliar de enfermería se le hace cuesta arriba afrontar cursos y carreras con vistas a progresar en su formación. En cuanto a la cantidad de personal existente, desde el PRONAFE advirtieron que para alcanzar una relación de 6 a 7 enfermeros por cada 10 mil habitantes se necesitarían 100 mil enfermeros más.
La profesión no sólo debería jerarquizarse, sino que también se debe trabajar sobre la inequidad en la distribución a nivel país. Buenos Aires, Santa Fe y Córdoba tienen un número importante de enfermeros, lo que va en relación con la cantidad de habitantes. En Salta y Mendoza, en cambio, existe un buen número de enfermeros profesionales mientras que en las provincias del sur predominan los auxiliares. En algunas provincias del norte, un importante número de empíricos atienden diariamente a miles de pacientes que acuden a hospitales, salas de atención primaria y clínicas.

Por JORGE REPISO

 

3 Comentarios

  1. Buenas si en el 2016 el gobierno quiso garantizar la suma y jerarquizacion de el plantel de Enfermeria hablando de equidad en toda la republica . Hoy en el 2018 esta queriendo desjercarizar la misma profesion que por cierto Un Enfermero es un Profesional Universitario no un tecnicatura no minimicemos y saquemos socialmente la Dignificacion de la profesion misma . Son los que te cuidan en una situacion vulnerable tuya o deun ser querido .Orgullo de ser Enfermero.

  2. El bajo nùmero de Enfermer@s en el paìs( 4.24/ 10.000 habitantes), el mas bajo de sudamèrica, està totalmente relacionado con la oferta salarial. En promedio segun ENCUESTAS IT en 2018, los profesionales de Enfermerìa percibimos anualmente 287.088 pesos (4.950 dolares anuales). Para compararlo con paìses de la regiòn, Chile recibe 23.550 dolares anuales.
    Està comprobado que el 50% de los estudiantes de Enfermerìa abandona la carrera entre el 1er y 2do año. Y la causa es el escaso incentivo econòmico en relaciòn a lo compleja y estresante que es la profesiòn.
    A lo que voy es a que con esta realidad, el aumento de oferta acadèmica que ofrece el PRONAFE, no serìa la soluciòn. Si se quiere atraer estudiantes se debe mejorar la situaciòn de estos al recibirse con incentivo econòmico. No veo otra saoluciòn. Saludos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here